Historia del Lada Niva

No puedo tener un BLOG dedicado a las Nivas, sin saber nada acerca de su historia, por eso se las presento a continuación (La foto corresponde a Vladimir Sergeevich Solovev Responsable del Proyecto Niva).

El Lada Niva es un automóvil todoterreno del fabricante ruso Lada, producido desde el año 1977. Posee una carrocería monocasco tres puertas, motor delantero y tracción a las cuatro ruedas permanente con bloqueador de diferencial central.

La historia de LADA se remonta a 1966, cuando el Estado Soviético decidió crear una nueva fábrica de automóviles para paliar la carencia de vehículos y dinamizar así el transporte de personas y mercancías al menor.

Ante la falta de experiencia en este campo, y sobre todo, los recursos temporales y económicos que tamaña aventura implicaban, se firmó un contrato con la italiana FIAT, quien recibió el encargo de construir las fábricas, poner la maquinaria y cómo no, empezar a producir coches, siendo el elegido el celebérrimo Fiat 124 (del que Lada compró la licencia de fabricación), con la tarea de fabricar casi 700.000 coches.
Para ello se fundó la ciudad de Togliatti, cuyo nombre viene dado en honor al secretario general del Partido Comunista Italiano de la época, Palmiro Togliatti, quien sin duda tuvo mucho que ver en que las negociaciones entre la URSS y FIAT llegasen a buen puerto. Dicha ciudad es hoy un gran centro industrial y administrativo de la región de Samara, en el Volga Oriental.

La Unión Soviética era el país más extenso del planeta, con gran variedad de climas y sobre todo, importantes carencias en infraestructuras. En las ciudades, los Lada derivados del FIAT 124 daban un buen servicio a sus usuarios, pero en zonas rurales o de difícil acceso éste vehículo era claramente insuficiente.

En 1970, el Estado Soviético contactó con AutoVAZ (LADA) para ordenar el diseño y fabricación de un nuevo vehículo 4x4 económico y robusto pensado en el uso diario para agricultores. Entre uno y dos años después, AutoVAZ diseñó unos primeros prototipos muy similares a los UAZ militares, tenían techo de lona y empleaban un motor 1.3 de origen Fiat.


Sin embargo, los diseños no convencieron y en 1973 se iniciaron los trabajos sobre la conocida carrocería autoportante del Niva. Un año después vieron la luz los primeros prototipos casi definitivos, con el archiconocido motor 1.600 FIAT y una potencia que superaba los 70 CV.

Ya en 1976 se comenzó la fabricación en serie del modelo, con una producción anual cercana a los 100.000 Nivas. Nacía así el Lada Niva o VAZ/BA3 2121.

La aparición del Niva en 1976 supuso una completa revolución. Acostumbrados hasta el momento a todo terrenos clásicos con chasis formados por largueros y travesaños, Lada sorprendió a propios y extraños con un chasis monocasco, con carrocería autoportante de tres puertas y suspensión a muelles en vez de ballestas, con un esquema independiente en el eje delantero y un eje rígido detrás, que garantiza la perpendicularidad de las ruedas traseras al suelo y el paralelismo entre ambas.

Los Niva, según al país al que vayan dirigidos, pueden tener homologación de cuatro o cinco plazas, sin variar la configuración. La plaza en discordia corresponde al asiento trasero. No obstante cinco personas viajarán cómodas en el Niva, sobre todo si una de las tres que viaje detrás no es muy corpulenta. La anchura es buena, al igual que la altura (similar a la de un monovolumen medio actual).

El motor era de gasolina y cuatro cilindros en línea alimentado por carburador doble. Cubicaba 1.570 cm3 y rendía 72 CV, entregando un par máximo de 125 Nm a un régimen muy bajo. Se instalaban cajas de cambios manuales de cuatro y cinco velocidades, siendo esta última la destinada a la exportación.

En el caso del primitivo motor de gasolina, los consumos en circunstancias normales rondaban los 9 L/100 km a una media no superior a 100 km, y a partir de ahí comenzaban a aumentar debido a la mala aerodinámica y a la tracción total permanente. La velocidad punta oficial era de 130 km/h, limitada por el factor antes citado, que se correspondía con un crucero perfectamente utilizable.

En lo referido a transmisiones, como ya se ha indicado, el Niva cuenta con tracción 4x4 permanente, así como reductora y también bloqueo manual del diferencial central, garantizando una enorme operatividad en terrenos complicados. Contrariamente a lo que se podría pensar, este desarrollo no fue obra de FIAT sino de un equipo de ingenieros soviéticos, capitaneados por Vladimir Sergevich Solovev, con el condicionante de que dicho desarrollo debería ser adaptable a las piezas FIAT ya existentes (motor, puertas, etc).

Las ruedas eran unas finas 175/80/16, estrechas y altas, que ayudaban de forma decisiva a la hora de afrontar los repechos más difíciles, sobre todo con nieve, barro o agua.

Las principales diferencias entre los primeros Niva y los actuales son muy sencillas. Los primeros modelos disponen de un portón trasero que no mordía la matrícula y dejaba un plano de carga relativamente alto, situación que fue corregida en 1994 con un nuevo portón posterior y unos nuevos pilotos. Con dicha solución se corrigió la elevada altura de carga y se facilitó mucho el acceso al maletero. Para ello fue necesario hacer ligerísimas modificaciones en los paneles posteriores.

El interior también acusó los cambios de 1994. Se sustituyó el tablero original FIAT por uno de diseño propio, similar al del Lada Samara, y se cambiaron los asientos delanteros por otros más cómodos y seguros, así como el tapizado. Los traseros permanecieron invariados.

Un cambio que puede parecer menor pero de gran importancia fue también adoptado en 1994, aumentando la cilindrada del motor hasta los 1.7 litros y dotándolo de una inyección electrónica monopunto licencia GM, que mejoró de forma muy importante el rendimiento del veterano motor. La potencia se elevó hasta los 80 CV y los consumos bajaron de forma notable, del orden de un 20%, eliminando también la necesidad periódica de los convenientes reglajes del carburador. En algunos mercados hubo versiones de doble carburación de este motor 1.7, si bien no son muy frecuentes. El resto de las características del coche siguieron invariadas. En realidad no hacía falta cambiar nada más.

En los últimos modelos existe la posibilidad de incorporar dirección asistida, cierre centralizado y aire acondicionado.

Recientemente fue presentado el nuevo Niva, o Vaz 2123, también conocido como Chevrolet Niva. Este modelo es fruto de la unión del Grupo General Motors con Vaz y se trata de un nuevo modelo que poco tiene que ver con el anterior en cuanto a mecánica y estética pero que nace con la misma vocación de ser un 4x4 barato y competitivo.

Información tomada de: Wikipedia